Reuniones Familiares: de la comunicación al gobierno

1

Desde los inicios de la literatura de Empresa Familiar, las reuniones familiares han sido consideradas como una potente herramienta de comunicación y unidad de la familia. Por el contrario, la toma de decisiones de negocio se entiende como algo exclusivamente relativo a la esfera empresarial. Así los miembros de la familia han de estar bien informados pero no necesariamente participar en la toma de decisiones de negocio. Las decisiones de negocio pertenecen a la esfera del gobierno de la empresa, no a la familia.

Esa es la razón por la cual el Profesor John Ward  subraya que los Consejos de Administración (Directorios) y las reuniones familiares son los instrumentos más potentes para el desarrollo de la familia empresaria. En esta afirmación se halla implícita la idea de que “la comunicación es para la familia y las decisiones de negocio para la empresa”. Esta idea, pese a resultar de ayuda para entender mejor la profesionalización de la Empresa Familiar, no es en el fondo cierta.

Hay muchos aspectos de la comunicación que dependen de los órganos de gobierno de la empresa así como hay muchas decisiones de negocio que pertenecen a la esfera de la familia. La comunicación entre los miembros de la familia es crucial para la toma de decisiones por la familia, pero ese no es un fin en sí sino un medio.

Esta aproximación simplista al papel de las reuniones familiares como foro de comunicación ha creado bastante confusión entre sus distintas formas. Así a las reuniones familiares se les denomina indistintamente “Asambleas Familiares”, “Consejos de Familia”, “Asociaciones Familiares” y/o “Foros de Familia” sin tener en cuenta su distinta naturaleza y finalidad.

Quizá por eso conviene clarificar conceptos y diferenciar adecuadamente cada tipo de reunión familiar:

Foros familiares o reuniones familiares: son aquéllas reuniones familiares celebradas para mejorar la comunicación y el trato mutuo. No tienen finalidad de gobierno.

Asociación familiar: nos referimos al grupo de miembros de la familia que ha suscrito el protocolo familiar o las reglas de gobierno corporativo de la familia. Puede haber miembros de la familia que no pertenezcan a esta asociación por no haber suscrito las reglas sin dejar por ello de ser parte de la familia o de la empresa –como accionistas-.

Asamblea familiar: es la reunión formal de los miembros de la asociación familiar adheridos a las reglas de gobierno de la familia empresaria. No es un foro de comunicación, sino un verdadero órgano de gobierno de la familia empresaria. Muy habitualmente a las asambleas familiares se las denomina también “consejos de familia” en 1º y 2º generación.

Consejo de familia: en sentido estricto es el órgano de gobierno delegado de la asamblea familiar. La asamblea puede delegar en el consejo de familia facultades de seguimiento e implementación de sus acuerdos o, en etapas más avanzadas de generación familiar, facultades autónomas de decisión en nombre de la familia (al modo en que trabaja un Consejo de Administración –directorio- delegado por la Junta de Accionistas).

En resumen, cuando la familia ha adoptado reglas de gobierno o Protocolo Familiar, nos referimos al grupo firmante como “Asociación Familiar”. Esta asociación puede reunirse a efectos de gobierno de esas reglas como “Asamblea Familiar”. A su vez estos órganos de gobierno pueden convocar reuniones en que participen miembros de la familia política –cónyuges- o miembros jóvenes con una finalidad meramente de comunicación y trato mutuo.

Por su parte, la “Asamblea Familiar” suele denominarse “Consejo de Familia” en muchas familias de 1ª o 2ª generación generando cierta confusión conceptual. El Consejo de Familia suele comprenderse mejor como un órgano delegado de esa asamblea y por tanto más reducido en sus miembros y para ejercer funciones en servicio de la asamblea familiar, que es un grupo más amplio.

Como siempre os agradezco mucho que me hagáis saber vuestras opiniones, críticas y/o comentarios al contenido publicado. ¡Las ideas están para ser expuestas, debatidas y enriquecidas!

¡Muchas gracias y buen día a todos!

Deja un comentario: